León, Gto. A martes 15 de septiembre del 2020 (Tanya Durán)- La violencia de género es un problema estructural en México que no debe ser minimizado por las autoridades.

Sus expresiones son múltiples e impactan de manera diferenciada a cada una en función de sus condiciones personales y colectivas, por lo que la Procuraduría de los Derechos Humanos del Estado de Guanajuato reconoce el legítimo reclamo de justicia para erradicarla y se solidariza con las justas demandas de colectivos que buscan visibilizar esta situación.

Este organismo rechaza cualquier forma de criminalización y de represión hacia la reacción social que visibiliza las condiciones de violencia extrema que viven día a día las mujeres en nuestro país.

Desde el pasado día 13 de septiembre, la Federación Mexicana de Organismos Públicos de Derechos Humanos (FMOPDH), de la cual la Procuraduría forma parte, emitió un pronunciamiento para llamar la atención sobre la violencia de género y la preocupación de los colectivos para reconocer esta situación y se atienda de manera inmediata.

ANUNCIO

Por otra parte, y con el propósito de eliminar prácticas institucionales que permiten que la violencia de género continúe y se arraigue en nuestra sociedad, es necesario consolidar la perspectiva de género en la formación de
servidores públicos, de modo que su actuar garantice una interacción apegada al enfoque de derechos humanos.

Estamos convencidos que con la incorporación de la perspectiva de derechos humanos, en especial, con un enfoque de género, en nuestra legislación e impartición de justicia y en la elaboración de políticas públicas, podremos avanzar más rápido en erradicar cualquier forma de vulnere a las mujeres.

Finalmente, se exhorta a las autoridades estatales y municipales a que en el ámbito de sus respectivas responsabilidades garanticen el derecho a la libre manifestación y se otorguen las garantías necesarias para protección.